Amor y Arquitectura: Promenade

Caminaba, como solía hacerlo de un tiempo a esta parte, con la vista clavada en la punta de sus botas de piel negras y con paso ligero, alzando la mirada únicamente para responder de un modo casi automático a cualquier estímulo imprevisto o confirmar que todo permanecía tal y como lo recordaba la última vez. Sólo de este modo podía reparar de un modo preciso en que el tipo que vendía cartuchos de almendras continuaba en la misma esquina en la que está desde hace más de treinta años, o que la luz de esas horas de la tarde parecía conferirle al paramento de mampuesto de la iglesia de San Pablo una apariencia absolutamente atemporal, como si una de esas fotografías sepia que su abuelo atesoraba en aquella vieja lata se hubiese cristalizado en el tiempo y el espacio, observando en silencio el devenir de una ciudad que apenas era capaz ya de reconocerse.

PROMENADE2

Sigue leyendo

Acciones visibles / Amor y arquitectura vol.3

[…] No me estoy refiriendo al amor entre dos personas, a besarse, dormir juntos y contraer matrimonio. Hablo del amor que se ha convertido en el único sentimiento que rige una vida. […] – Simplicissimus-Kalender, 1907 | Hermann Hesse –

De un modo general podemos entender como buena arquitectura aquella que sabe escuchar y dar respuesta de un modo adecuado y proporcionado a los distintos elementos que acotan nuestro plano de actuación [social, político, económico, urbano, físico y material] y que además nos emociona por la coherencia entre las múltiples relaciones que el propio proyecto establece.

Actualmente vivimos enredados y conectados de un modo completamente nuevo, aunque sorprendentemente estas redes y vínculos parecen estar limitados al espacio virtual, no produciéndose por desgracia una traducción física de esta actividad, a excepción de puntuales congresos, ferias y eventos de algún tipo. Cabría entonces esperar que la arquitectura de nuestro tiempo supiese alimentarse de esta capacidad que nos brindan las tecnologías para estar interconectados y definir sentimientos en torno a aspectos vertebrales de nuestra vida.

Sigue leyendo

Futuro perfecto / Amor y arquitectura vol.2

Algún día habremos de superar esto de la prima de riesgo, el inmovilista pretexto de la recesión o simplemente dejar atrás la desidia y apatía que, como la pátina adquirida por los viejos retratos de familia, parece cubrirlo todo actualmente. Y supongo que, en mayor o menor medida, habremos de reconciliarnos con conceptos que aún no hemos aprehendido para poder volver a amar.

Habremos de imaginar cómo será nuestro futuro, nuestra vida y el espacio donde ella se desarrollará; un futuro que presuponemos perfecto y que ineludiblemente estamos obligados a construir día tras día.

Sigue leyendo

Málaga, cuaderno de Viaje / Luís Ruíz Padrón

Es un hecho contrastado que pasear ayuda a que los procesos mentales se realicen con mayor agilidad y más eficazmente. Si además tienes la fortuna de hacerlo por la ciudad de Málaga y de gozar de la luz y el color de esta tierra, pronto notarás que esta experiencia empieza a adquirir una serie de complejos matices que te empujan irremediablemente a desear atesorar cada una de las imágenes que contemplas. Es por esto que no se me hace extraño descubrir con cierta frecuencia a grupos de turistas disparando a discreción con sus cámaras fotográficas todo aquello que encuentran a su paso.

Si este ágil y eficaz proceso mental (o pensamiento) se pone además al servicio de la comprensión de diversos aspectos relacionados con la morfología de la ciudad, los estratos históricos que se suceden y la materialidad; descubrimos pronto que, inconscientemente, estamos realizando una lectura más profunda de la realidad que nos encuentra a su paso. E inmediatamente, y casi de un modo instintivo, tratamos de registrarlo, completarlo con anotaciones y mirar, nuevamente, más allá de lo que otros ven a través de sus cámaras. Dicho registro tiende a realizarse en pequeños cuadernos de viaje, profusamente ilustrados y con múltiples anotaciones.

A veces, cuando paseas y estimulas tu mente, tienes la suerte de descubrir, además de aspectos aparentemente ocultos de tu ciudad, alguna que otra exposición que pone imágenes a miradas sobre tu realidad y recuerdos acerca de la ciudad que habitas. El pasado año pudimos encontrar en la sede del Ateneo de Málaga una exposición sobre estos registros visuales en forma de colección de diversos cuadernos de viaje del arquitecto y UrbanSketcher Luis Ruíz Padrón.

Todos los derechos de la imagen están reservados. ©Luis Ruíz Padrón

Todos los derechos de la imagen están reservados. ©Luis Ruíz Padrón

Sigue leyendo

Amor y arquitectura

Encuentros en la tercera frase

Resulta absolutamente asombroso cómo nos podemos situar, a veces, a cotas muy elevadas y encontrarnos a nosotros mismos reflexionando sobre cuestiones relacionadas con la vida, la muerte y nuestro absurdo devenir… en especial durante los terribles meses de trabajo en nuestro proyecto final de carrera.

Sorprende cuando reparamos en los pocos hechos que hacen que todo adquiera un cierto sentido, una cierta lógica y, de repente, nos percatamos de que el magma que lo conecta todo se solidifica finalmente en un genuino sentimiento de amor.

Sigue leyendo